Cosmética BIO para la playa #3 – DESPUÉS

Cosmética bio, ecológica, orgánica para después de playa, verano, aftersun, sol,  vacaciones, Fonte Santa, Badger Balm

Foto: Miss Bio

En esta tercera y última entrega de “Cosmética BIO para la playa” (podéis leer las anteriores aquí y aquí), vamos a hablar principalmente del momento ducha post-playero, que no debería consistir simplemente en llenar la bañera de arena :D

Las dos acciones clave de este ritual son:

 LIMPIAR

Para eliminar los restos de crema solar, de arena, de salitre etc de la piel, os propongo dos jabones de Fonte Santa, que en mi opinión son lo más respetuoso con la piel y el formato más travel-friendly. Me encanta regresar a estos jabones, son tan nuestros y tan perfectos que cada vez que empiezo uno me siento como si volviera a casa.

Fontana

Este es el más fresco, con su olor me conquistó el primer día. Menta, ciprés y hierbabuena se conjugan con aloe vera, ortiga verde, aceite de oliva y vitamina E natural para calmar y refrescar la piel. Es el jabón ideal después de la playa ya que tiene propiedades antisépticas y refrescantes, repelente de insectos y favorece la circulación sanguínea. ¡Ahí es nada! Por eso desde la marca lo recomiendan especialmente para pieles irritadas o castigadas por el sol y el calor (o sea que también sirve en la ciudad) y para pieles mixtas o ligeramente grasas.

Adoro este jabón, sobre todo porque además de todas esas propiedades, es un placer para los sentidos, un verdadera ola de frescor que querrás tener en tus duchas de agosto.

Alegrías

El “Alegrías” es un descubrimiento para mí, y en los pocos usos que le he dado ya se ha convertido en otro favorito. Contiene extracto ecológico de pétalos de caléndula fresca (depurativa, suavizante, cicatrizante), aceite de oliva, coco y palma, vitamina E natural y aceites esenciales de limón, lavanda, petitgrain y árbol de té (astrigentes, calmantes y antisépticos).

Todo ello lo convierte en un jabón (facial y corporal) perfecto para pieles grasas y/o sensibles, pieles expuestas al sol y también, para mini-biotistas :D (ya sabéis cual me voy a llevar, éste hace doble uso)…

A pesar de los aceites que contiene, yo no le noto olor, y os diré que es un detalle que en este caso me encanta, ya que para su uso facial no me gustaría que tuviera demasiado.

 REPARAR

Aunque los jabones citados son de por sí reparadores, es más que probable que queramos aplicar un aftersun, y para eso os enseño el que me he comprado este año, de Badger, que ya saqué en el último Haul iHerb. Desde entonces lo he probado, poco, pero suficiente para deciros que es muy agradable de usar: se absorbe con mucha más facilidad de lo que esperaba, y deja la piel muy suave. Sobre el efecto reparador en caso de quemaduras no os puedo contar ya que procuro no quemarme ;-) (¡hasta aquí llega mi devoción por el blog!)

Fonte Santa me ha enviado también dos de sus aceites en tamaño muestra, que aunque no están específicamente diseñados para después del sol, contienen ingredientes habituales de las fórmulas aftersun, como son el hipérico y la caléndula. Así que por su formato travel-friendly y su alta concentración de activos (la gran baza de los aceites de Fonte Santa), he decidido llevármelos también.

Y el año que viene, apuesto que me llevaré uno suyo también de vacaciones, pero en este caso, será un “aftersun, aftersun”. Sí, este es el secretillo del que os di un avance en el último haul iHerb, ahora ya os lo puedo contar, ya que están preparándolo con mucho mimo para nosotros y nosotras, biotistas…

Cosmética ecológica, bio, orgánica para después del sol, playa, verano, jabón, aftersun, Fonte Santa, Fontana, Alegrías

Foto: Miss Bio

Cosmética ecológica, bio, orgánica para después del sol, playa, verano, jabón, aftersun, Fonte Santa, Fontana, Alegrías

Foto: Miss Bio
Tengo mucha suerte porque de los jabones también me han enviado muestras, así que mi neceser va a pesar menos que nunca, ¡y ya sabéis lo feliz que me hace eso! ¡¡¡Yuju!!!

Por cierto, ¿queréis un post “neceser de verano” o ya estáis cansadas de verlos?

 

Nota: Este post contiene productos regalados por la marca, a petición mía ya que me encantan y quería compartirlos con vosotros.

Cosmética BIO para la playa #2 – DURANTE

Cosmética bio, ecológica, natural, orgánica para playa, verano, sol, protección solar mineral, ecológica, vacaciones, Green People, Badger Balm, MATARRANIA

Foto: Miss Bio

¡Hola, biotistas!

Pues aquí viene el segundo opus de la serie Cosmética BIO en la playa (aquí tenéis el primero). En este caso, los productos que usamos, literalmente, en la playa.

Bueno en realidad hay una excepción que son el champú y al acondicionador pero es que como lo usamos antes Y después, pues he optado por ponerlo aquí ya que al fin y al cabo lo que sí lo usamos es durante la estancia. Su función es a la vez proteger y reparar, así que o los sacaba repetidos en los otros dos o los metía en este ;-)

La clave de esta etapa es, como no puede ser de otra manera: PROTEGER. ¿Y qué vamos a proteger? Pues los ojos, con unas buenas gafas, y con cosmética bio:

 el CABELLO

No es ningún secreto que tanto la exposición solar como la sal, el viento, la arena, el cloro…dañan muchísimo la fibra capilar. El champú y el acondicionador de la línea Sol & Deporte de Green People prometen proteger de las radiaciones UVA + UVB, y al tiempo aportar hidratación y nutrición para reparar los posibles daños. Vienen en un formato muy conveniente de 100 ml, y huelen de maravilla (lo señalo porque esta marca suele evitar los perfumes pero en este caso al contener extracto de piña y de camomila, y aceites esenciales principalmente cítricos, el aroma es muy agradable).

Para la misma playa, si os gusta el efecto pelo mojado, os recomiendo el estupendo serum capilar de MATARRANIA. Huele a romero – vale, no es el primer aroma que te viene a la cabeza cuando piensas playa, pero es que no está diseñado para eso. Lo que os estoy proponiendo es que lo pervirtáis ;-) – y creo que para proteger el cabello de la deshidratación y de las puntas abiertas no tiene rival. Si lo que queréis es un producto más “clásico”, siempre podéis optar por el monoï, de nuevo, ya que lo podéis usar en cabello y cuerpo, antes y después. Este producto es el multi-usos veraniego por excelencia, existen muchas versiones, incluso alguna con protección solar: eso sí, el SPF es mínimo (SPF6) y el filtro químico (It´s up to you)…

 la piel

Para la piel os propongo solares minerales, por supuesto, en concreto las dos marcas que uso yo que son Green People y Badger Balm.

Si estáis tratando de evitar a toda costa las nanopartículas, las de Badger son la mejor opción (aunque teneís que saber que algo de efecto Casper siempre van a tener, yo siempre que puedo elegir las uso solo en MiniBio). La que os muestro aquí es la SPF30, que huele a lavanda, y es muy parecida a la que usé el año pasado con MiniBio, salvo por el perfume (la infantil huele a mandarina y vainilla, delicioso).

Comparativa ingredientes Badger protección solar infantil ecológica, orgánica, bio, mineral

Foto: Miss Bio

La loción solar de Green People que os muestro aquí es la SPF 15, que contiene un acelerador de bronceado (natural, obviamente), y huele a lavanda igual que su hermana SPF 25, mi favorita del año pasado. Se absorben genial, no dejan efecto Casper ni sensación grasa, y además se pueden usar en cara y cuerpo, así que si compramos el envase de 200 ml sale realmente económica (yo solía comprar la de 50 ml para la cara, pero es el mismo producto así que realmente se ahorra mucho comprando el formato grande).

Cosmética bio, ecológica, natural, orgánica para playa, verano, sol, protección solar mineral, ecológica, cuidado capilar orgánico, sol y deporte, vacaciones, Green People

Foto: Miss Bio

Respecto a si el factor SPF15 protege menos que el SPF25, una nota rápida, ya que imagino que muchas ya sabréis esto: el factor solar es el resultado de una división, con lo que la diferencia de un factor a otro no es proporcional. Esto es: un factor 30 no protege el doble que un factor 15 (protege más tiempo, en condiciones de laboratorio). Pero para mí el dato clave es que un factor 15 detiene el 93% de los rayos dañinos, mientras que el factor 25 retiene el 96%, y que un factor 50 retendría el 98%.

Visto así cambia la perspectiva, y ésta es la razón por la que el término “pantalla total” está prohibido en la Unión Europea desde el 2006, y en algunos países se ha retirado de la venta los productos con protección superior al 50, ya que la gente pensaba que estaba tan protegida que no seguía las recomendaciones básicas: reaplicar con frecuencia, evitar las horas de mayor radiación, etc. En cualquier caso, el tema de la protección solar es muy extenso y no pretendo explicarlo aquí en su totalidad, solamente dejar constancia de mi opinión de que un factor SPF15 correctamente utilizado puede ser igual de efectivo o más que un SPF30 o SPF50 usado sin precaución.

Y nada más. Ah, sí, otra nota: gracias a una de vosotras, he descubierto una marca que concibe y fabrica sus productos muy cerca de mi casa (bueno, de mi casa natal), Alga Maris, a quién también he preguntado por el tema de las nanopartículas. Han venido a contestarme algo muy parecido a lo que me explicaron desde Green People. Aunque ellos “envuelven” las partículas con distintos ingredientes (ácido esteárico y alumina), el concepto es el mismo. Os volveré a hablar de Alga Maris más adelante, cuando haya podido conocerla más de cerca…

¿Y vosotros, biotistas? ¿Qué cosméticos bio usáis en la playa?

¿Por qué SPF os soléis decantar?

Nota informativa: Este post contiene productos regalados por las marcas (y que me gustan de verdad ;-).

Cosmética bio para la playa #1 – ANTES

Foto: Miss Bio

Foto: Miss Bio

¡Hola, biotistas!

Hoy os traigo el primero de una serie de tres posts dedicados al sol, a la playa, al veranillo…¡que ya va siendo hora!

En los días previos a nuestras vacaciones, podemos ir preparando la piel para lo que le viene, ya sea exposición prolongada (¡siempre con protección y evitando las horas centrales del día!), o las agresiones del medio para los que se pasan el día practicando deportes acuáticos (muero de envidia al escribir esto desde los insoportables 36º de Madrid) o cualquier actividad en la que vuestra piel vaya a recibir más estímulos que sentados en la oficina. La vamos a lucir más, también, así que bien se merece unos cuidados previos.

Os cuento las etapas que yo considero importantes, y los productos orgánicos o naturales que he seleccionado para cada una de ellas:

 Exfoliar

Una piel liberada de células muertas es una piel que cogerá un bronceado más uniforme, y en caso de que nos pasemos un poquito el primer día, tendrá menos probabilidades de descamarse. Precisamente MATARRANIA ha reformulado hace poco su exfoliante: la que yo tengo es la versión “antigua” así que la nueva debe ser una pasada… Más natural, imposible, y con un delicioso y refrescante olor a menta, perfecto para el veranito…

 reafirmar

No os estoy diciendo que os lancéis en una operación bikini, y menos a estas alturas de la temporada. No soy muy fan de esta presión que se pone a las mujeres para que pierdan su “celulitis”, esa genialidad de la naturaleza que los publicitarios han rebautizado con nombre de enfermedad. Pero si lo tenéis, aplicaros un aceite anticelulítico los días previos al viaje puede hacer que os sintáis más cómodas…la piel se verá más lisa, y para enfundarse unos microshorts siempre se agradece - El de MATARRANIA es divino, 100% bio y de fabricación local, aunque por haberlo probado otros años el de Weleda (que aparece aquí representado por su artefacto masajeador, gran invento, por cierto) no está nada mal tampoco…

 HIDRATAR

La piedra angular de todo tratamiento pre-vacaciones. Si solo vais a hacer un paso, por favor, que sea éste. Para esta función, si estoy pensando en playa, opto por aceites como el monoï (que se me acabó en semana santa y no me he acordado de reponer, por cierto, una pena), o el de coco. Sinceramente este aceite de coco que muestro en la foto NO lo recomiendo es de baja calidad (no se puede ingerir, con eso nos lo dice todo) y además el bote no para de chorrear, por muy bien que lo cierre no hay día que no me lo encuentre pringoso y con una manchita debajo, grrrrrr. También me ha gustado mucho este producto nuevo de Lush (que no es bio pero sí natural y autoconservante), que se usa como un acondicionador para el pelo: se aplica tras la ducha, y después se aclara. Tiene un olor maravilloso que os transportará directamente a África, y si lo usáis un día o dos antes de salir os puede ayudar a calmar un poco esa impaciencia ;-)

 broncear

Como último paso optativo, si sois muy blancas y no queréis dejar ciego a nadie en vuestro primer posado veraniego, quizás os interese saber que existen productos autobronceadores orgánicos, como por ejemplo éste de Caribbean Solutions que tiene muy buenas críticas (es todo lo que os puedo decir: no lo he probado).

¿Y bien? ¿Alguna o alguno está ya en su lugar de veraneo? ¿Qué vais a hacer este año? ¿Playa? ¿Montaña? ¿No sabe no contesta?

Contadme qué os parece esta rutina previa y si habéis hecho alguna parecida (o diferente)…

¡Nos vemos pronto con la segunda parte de la trilogía!

¡Besos!