Browsing Tag

cosmética ecológica

PEQUES

Reseña: la protección solar infantil de Eco cosmetics

Solares infantiles minerales bio ecologicos si nanoparticulas ecocosmetics

En materia de protección solar infantil, he probado ya bastantes marcas, ya que cada año trato de cambiar la crema de MiniBío, y desde el verano pasado además, tengo a MicroBío, con unas necesidades ligeramente distintas.

MiniBío no tiene ninguna problemática particular, ¡salvo que no le gusta perder el tiempo! Ponerse crema es para ella una grandísima pérdida de tiempo, teniendo en cuenta todo lo que tiene que hacer: tirarse en bomba, tirarse de cabeza, tirarse dando voltereta en el aire… Mi mejor argumento para que se tome 3 segundos y medio para proteger su piel es el aroma. Sí, la crema tiene que oler bien, o pasa del tema. ¿A quién habrá salido? ;-)

En cambio MicroBío todavía no nos ha mandado a tomar el sol con su crema, pero en su caso hay una pequeña precaución extra que tomar: tiene tendencia a dermatitis atópica :( Por suerte de momento no ha tenido ningún brote fuerte, solamente uno muy localizado, en la nuca, que ya hemos conseguido controlar (ya os contaré con qué). Pero por si acaso con él prefiero evitar perfumes precisamente, así que este verano, en principio, cada uno va a tener su crema. ¡Así no hay peleas!

Tras leer bastantes buenas reseñas en los últimos años, hemos decidido arrancar el verano con la marca alemana ECO Cosmetics.

Presentación / Textura / Olor

La loción Baby and Kids SPF50+: Es la que estamos usando con MiniBío. Viene en un práctico formato airless de 50 ml con dispensador, muy higiénico. Es espesa, blanca, y huele estupendamente a granada y espino amarillo.

La loción Baby and Kids NEUTRAL SPF50+: Ésta es la que estamos usando con MicroBío. El formato es exactamente el mismo, solamente cambia el color y el loro (aunque parezca mentira a los niños sí se fijan en eso, MiniBío lee perfectamente, pero reconoce su crema por el lorito). A diferencia de la otra, ésta NO lleva perfumes.

En cuanto al temido efecto Casper de las cremas solares minerales, os diré que estas son bastante aceptables. Aunque en el caso de solares infantiles, ya os he comentado más de una vez que no me preocupa demasiado; es más, me gusta que se vea por donde he aplicado crema y donde no, porque ayuda a no dejarse zonas sin cubrir. Aun así, si os preocupa, os he hecho un swatch, sobre el brazo ya negruco de MiniBío (a mediados de junio ya había alcanzado su tope de bronceado, solo con lo que le da en el patio y en el parque). Veréis que he aplicado mucha cantidad, y la segunda foto es al instante: luego se va absorbiendo/difuminando, y si vuelves a pasar la mano cuando se ha secado un poquito, ya prácticamente se borra.

Composición

Toda la gama está certificada por Ecocert y por la Vegan Society.

Lista INCI Baby & kids SPF50+: Titanium Dioxide, Polyglyceryl-2 Dipolyhydroxystearate, Polyglyceryl-3 Diisostearate, Caprylic/ Capric Triglyceride, Aqua, Glycine Soja Oil*, Butyrospermum Parkii Butter*, Glycerin, Olea Europaea Fruit Oil*, Olea Europaea Leaf Extract*, Punica Granatum Extract*, Glyceryl Oleate, Canola Oil, Hippophae Rhamnoides Oil*, Rosa Moschata Oil*, Oryza Sativa Bran Oil, Mica, Glycyrrhiza Glabra Extract, Simmondsia Chinensis Oil*, Magnesium Sulfate, Oenothera Biennis Oil*, Lecithin, Macadamia Ternifolia Oil, Tocopherol, Bisabolol, Tocopheryl Acetate, Stearic Acid, Aluminium Hydroxide, Parfum
* organic

Lista INCI Baby & kids SPF50+ NEUTRAL: Titanium Dioxide, Polyglyceryl-2 Dipolyhydroxystearate, Polyglyceryl-3 Diiso-stearate, Caprylic/Capric Triglyceride, Aqua, Glycine Soja Oil*, Butyrospermum Parkii Butter*, Glycerin, Olea Europaea Fruit Oil*, Glyceryl Oleate, Pongamia Glabra Seed Oil*, Canola Oil, Nigella Sativa Seed Oil*, Hippophae Rhamnoides Oil*, Punica Granatum Seed Oil*, Rosa Moschata Oil*, Simmondsia Chinensis Oil*, Sesamum Indicum Seed Oil*, Oryza Sativa Bran Oil, Oenothera Biennis Oil*, Macadamia Ternifolia Oil, Magnesium Sulfate, Mica, Lecithin, Tocopherol, Dipotassium Glycyrrhizate, Bisabolol, Tocopheryl Acetate, Stearic Acid, Alumina (Corundum)
* organic

Como podéis ver el mineral que ejerce de filtro solar es dioxido de titanio, no contiene óxido de zinc. Como seguro que alguien pregunta, deciros que estos solares NO contienen nanopartículas. Si las tuvieran, tendría que estar indicarlo en el envase (por ley), pero para más garantías me he puesto en contacto con la marca, y me han confirmado el tamaño de sus partículas: de 400 a 600 nm (os recuerdo que para que una partícula se considere “nano” tiene que medir menos de 100 nm). ¡O sea que tenemos margen de sobra!

También llama la atención, y lo notaréis si probáis estas cremas, la alta concentración en aceites vegetales (karité, oliva, nigella, rosa mosqueta, salvado de arroz, onagra…no voy a citarlos todos porque ahí los tenéis, pero son muchísimos y todos súper beneficiosos para la piel). Se nota mucho al usarla, deja la piel genial, como jugosita, es como aplicarles una súper hidratante con protección solar añadida.

Y aquí abajo os dejo los porcentajes de ingredientes orgánicos de cada producto, y demás información que viene en el envase en forma de sellos. La verdad es que poco se le puede reprochar a Eco Cosmetics (salvo un pequeño error en la información impresa, a ver si lo véis ;-)

Eficacia

Estos solares nos están encantando. Por su alto contenido en aceites vegetales, resultan relativamente fáciles de aplicar (se deslizan genial en la piel) y al mismo tiempo la cuidan: la piel queda súper nutrida, con aspecto saludable y jugoso. Desaparecen bastante bien aunque dejen un ligero efecto blanco, es muy tenue y nunca se ve gris como me ha pasado con otros solares minerales, y quedan bastante fijos, lo cual es un factor muy importante en la eficacia de un solar cuando estamos hablando de niños pequeños, que se mueven mucho. En el agua tengo más dudas, en teoría son water-resistant, pero en la práctica dejan motitas blancas al mojar la piel, así que entiendo que el agua, si no elimina la crema, al menos la mueve. En cualquier caso, siempre se recomienda volver a aplicar crema despues de un baño, con cualquier solar.

Otra cosa que os quiero comentar a raíz de mi experiencia es que la “normal”, con perfume, tampoco le ha dado reacción a MicroBío. Es decir: en nuestro caso, podríamos haber “tirado” sin la versión NEUTRAL. Este descubrimiento lo hicimos un día que solo habíamos bajado la de MiniBío, se la aplicamos a los dos, y como no pasó nada, ¡pues ha habido veces que ya solo nos hemos llevado una sin ningún cargo de conciencia! Os lo cuento para que cada familia valore lo sensible que es la piel de su bebé, si tiene más hijos, etc. OJO, cada piel reacciona a diferentes componentes: el que MicroBío tolere la versión “con perfume” de esta gama no significa que el tuyo lo vaya a hacer, pero os lo cuento porque pienso que es un feed-back que puede resultar útil a la hora de tomar decisiones. En cualquier caso, es llamativa la atención que presta esta marca a este tema, ya que la versión que llamo “normal” en realidad es para bebés y niños con piel sensible, y la NEUTRAL, para bebés y niños con piel ultra-sensible. A buen entendedor…

En definitiva, nosotros en lo que llevamos de verano no hemos observado ningun enrojecimiento (ni mucho menos quemadura) usando estas cremas, y nuestros peques pasan mucho, pero que mucho rato al aire libre (¡que para eso nos vinimos a vivir a un pueblo!). Así que encantados.

Resumiendo

Me gusta mucho:

♥ Su formato, pequeñito y fácil de meter en un bolso, pañalera, neceser de playa…

♥ Su dispensador, muy cómodo e higiénico

♥ Su eficacia, tanto en protección solar como en cuidado de la piel

♥ La existencia de una versión NEUTRAL para pieles extremadamente sensibles

Me gusta menos:

* Poca cosa. Es más: le estoy dando vueltas y no encuentro nada…

Donde comprar ECO Cosmetics:

Las podéis conseguir en la web Eva Productos Naturales, a precios alemanes ;-)

Precio:

18,90€ la Baby & kids SPF50+18,99€ la Baby & kids SPF50+ NEUTRAL

¿Conocíais esta marca? ¿La habéis probado? ¿Cual es vuestra marca de solares para este verano?

Reseña patrocinada – Mi opinión es libre

BELLEZA

Reseña: Crème Jeunesse du regard de PATYKA

¿Habéis soñado alguna vez que os quedáis atrapadas de noche en unos grandes almacenes? Al estilo Natalie Portman en Where the heart is, solo que en un sitio más glamuroso que el Walmart.

A mí me ha pasado mucho durante mi época de estudiante. Vivía en París, en un precioso y cuidadísimo edificio haussmaniano. Pero no en uno de sus lujosos apartamentos de techos altos y molduras en las paredes, sino en una diminuta chambre de bonne, bajo los techos, donde no llegaba el ascensor (ni siquiera la impoluta moqueta roja de la escalera). Con baño compartido en el descansillo. Si habéis visto Las chicas de la sexta planta, os podéis formar una idea bastante acertada. Y para terminar el cuadro, mi barrio era el de los grandes almacenes. Lo que viene siendo ser pobre de remate en un barrio überconsumista. Día tras día pasaba delante del Printemps de la Beauté, babeando. Los sábados por la mañana entraba a probarme de todo y salía unas horas después, perfumada hasta arriba eso sí, pero sin bolsita de papel fashion colgada del brazo. Y muchas, muchas veces, soñaba con que me quedaba encerrada y me probada todo lo que me apetecía sin la mirada desconfiada de la dependienta de turno.

Una de las marcas que veía “de lejos” en esas peregrinaciones era PATYKA. El lujo parisino en todo su esplendor: una marca con una impecable estética años 20 renovada, un largo recorrido y un aura de pureza que, aunque yo entonces no lo sabía, ¡esconde formulaciones orgánicas! Esta ha sido una de mis grandes sorpresas de los últimos tiempos, es como si de pronto “descubriese” que Chanel es una marca cruelty free y de producción sostenible, ¿os imagináis el shock? Pues esto es lo que me ha pasado con PATYKA, al enterarme de que aparte de todo lo obvio, es “Miss Bio friendly”.

Crème Jeunesse du regard de PATYKA

Presentación / Textura / Olor

Salta a la vista que el packaging de PATYKA es impecable, al igual que todo lo que atañe a su imagen de marca. Frasco de vidrio, con un sólido dosificador, letras negras y doradas…parece recién salido de una farmacia parisina de los años 20. Y es que lo mejor que puedes hacer con una imagen de marca que funciona es modernizarla a pequeños toques sutiles, como es el caso.

La textura es maravillosa: una crema con mucha consistencia, que se desliza con suavidad y se absorbe mucho antes de lo esperado. No deja sensación grasa, mucho menos pegajosa, ni aporta brillo a la zona más allá de un aspecto glowy muy saludable.El aroma es totalmente “anticuado”, en el sentido más nostálgico y evocador del término: realmente te transporta al París de los años 20, de pronto te estás arreglando en un tocador en la Rue Cambon y por la ventana oyes pasar el coche de Mademoiselle Chanel. Huele a rosa, una rosa al mismo tiempo fresca y decadente.

Eficacia

Estas son las promesas de este nuevo contorno de Patyka:

  • Corrige los signos del cansancio y del envejecimiento
  • Reduce visiblemente las bolsas y las ojeras
  • Rejuvenece la mirada
  • Reduce las arrugas de esta delicada zona
  • Alivia la congestión
  • Es una base de maquillaje ideal

Pues bien, yo que no tengo ninguna problemática particular en la zona del contorno de ojos, os puedo decir que he notado una diferencia significativa en todos estos aspectos, salvo en el de bolsas y ojeras, que como no tengo, no os puedo confirmar su eficacia. Pero, pensando que “iba bien servida” con mi contorno de ojos, me he dado cuenta de que en realidad con este producto la cosa mejoraba sustancialmente: mis arrugas de deshidratación se han esfumado, la zona se ve más lisa, más jugosa, más luminosa, y más unificada. ¡Ahí es nada!

Composición

El 99.8 % del total de los ingredientes de este contorno son de origen natural, mientras que 46.5 % del total de los ingredientes provienen de la Agricultura Biológica. Está certificado por Cosmebio y Ecocert.

Contiene un complejo llamado Microcaps (formado por cacao, clorella y semillas de uva, en un tamaño micro para poder actuar en profundidad), encargado de luchar contra las arrugas; pero también ingredientes tan originales como la cera de trigo sarraceno, responsable de atenuar bolsas y ojeras, el extracto de haya, para hidratar y oxigenar, o las polisacáridas de remolacha para estimular la renovación celular, relanzar la circulación y descongestionar.

INCI: Rosa damascena flower water*, aqua (water), butyrospermum parkii (shea butter)*, glycerin, alcohol denat.**, apricot kernel oil polyglyceryl-4 esters, cetearyl alcohol, glyceryl stearate, shorea robusta seed butter*, microcrystalline cellulose, coco-caprylate/caprate, potassium palmitoyl hydrolyzed wheat protein, caprylic/capric triglyceride, sodium stearoyl glutamate, tocopherol, glyceryl caprylate, oryza sativa (rice) hull powder, parfum (fragrance), ci 77891 (titanium dioxide), levulinic acid, ci 77019 (mica), xanthan gum, fagus sylvatica bud extract*, sodium dextran sulfate, sodium levulinate, hydrogenated vegetable oil, cellulose gum, limonene, sodium hydroxide, linalool, hexapeptide-11, benzyl alcohol, tetrasodium glutamate diacetate, polygonum fagopyrum seed extract, chlorella vulgaris powder*, citronellol, vitis vinifera (grape) seed oil, lecithin*, theobroma cacao (cocoa) seed butter, glyceryl caprate, ascophyllum nodosum extract, citral, glyceryl undecylenate, centella asiatica extract*, potassium sorbate, benzoic acid, salicylic acid

*Ingredientes procedentes de la agricultura biológica

**Ingredientes transformados a partir de ingredientes biológicos

Resumiendo

Me gusta mucho:

♥ Su imagen de marca, packaging y el toque años 20 cuidadosamente renovado que le da a mi tocador (vale, en realidad está en el baño, mucho menos chic pero… bienvenidas al 2017)

♥ Su eficacia a corto plazo, realmente trae “juventud” a la mirada

♥ Su aroma, pese a que no soy muy de rosa, en este caso me resulta muy agradable

♥ Su rápida absorción, dejando la zona alisada, unificada e iluminada

Me gusta menos:

  • Su precio, aunque tampoco dista tanto del de otros contornos de calidad
  • Su dosificador, que tiende a expender demasiado producto. Hay que cogerle el punto y no apretar hasta abajo.

Precio

49€ los 15 ml

Donde Comprar PATYKA

Encontraréis esta marca de cosmética certificada de lujo en Bioherbarium

Reseña patrocinada – Mi opinión es libre

BELLEZA

Moroccan Biocosmetic, cosmética bío, ética y sostenible

En ocasiones, siento que nos dejamos llevar por la búsqueda de lo más “cool”, lo más “chic” o lo más bonito, glamuroso, trendy…a menudo desde un enfoque más superficial de lo que estamos dispuestos a admitir. No es un juicio, es más casi una confesión: incluso en el mundo “bío”, nos estamos empezando a olvidar de mirar más allá de un bonito packaging. Quizás porque cuando un producto lleva certificado ecológico, nos relajamos respecto al resto de sus valores. Con la profusión de nuevas marcas orgánicas hype (geniales y súper bienvenidas, todo sea dicho), cada vez siento que nos está pasando más.

Lo que sería una pena es que esto nos hiciera perder de vista lo que nos trajo a este lado de la cosmética. A menudo, una inquietud. Una forma de entender el mundo y de querer aportar, o al menos, no restar.

Hoy quiero presentaros una de estas marcas de las que me hace especial ilusión hablar, ya que aparte de ser certificada ecológica, tiene ese plus humano del que estamos hablando.

Los productos de Moroccan Biocosmetic se fabrican en Marruecos (como su nombre indica) por una cooperativa de mujeres. En realidad, casi deberíamos cambiar el término “fabricar” por el de “extraer”, ya que casi todo lo que producen son activos puros directamente extraídos de la planta, nada más (¡y nada menos!).

Una mujer de la cooperativa descascarillando el argán – Foto Moroccan Biocosmetic

Las joyas de la corona de Moroccan Biocosmetic son el aceite de argán y el aceite de nopal, dos preciados aceites de alto valor cosmético, así como el agua de rosas. Aunque en su web también encontraréis grandes clásicos de la cosmética norteafricana como el rhassoul o el agua de azahar.

Extracción manual del aceite de argán – Foto Moroccan Biocosmetic

Detrás de Moroccan Biocosmetics se encuentra una cooperativa de mujeres, cuyo trabajo contribuye a generar calidad de vida en su comunidad. Mujeres que se organizan, que concilian, que son dueñas de su tiempo y reciben una remuneración justa por su labor.

Latifah, directora comercial de la cooperativa – Foto Moroccan Biocosmetic

Personalmente he probado el Aceite de nopal (o aceite de higo chumbo), un aceite que llevaba mucho tiempo con ganas de probar ya que había leído que tenía muchas cualidades, y es del que he elegido hablaros, porque no es tan conocido como, por ejemplo, el de argán.

Aceite puro de nopal de Moroccan Biocosmetic – Foto Miss Bio

En francés se llama “figue de barbarie”, un nombre que siempre me ha llamado la atención, al igual que el de “higo chumbo”, de hecho. Chumbo, que no chungo, pero teniendo en cuenta que en francés lleva “barbarie” en su nombre, a priori no parece que vaya a ser una caricia en la piel. Más si visualizamos la planta, un cactus lleno de pinchos, nada amigable a primera vista.

¡Pues error! El aceite de nopal es el elixir de belleza de las mujeres bereberes, y no es para menos. El aceite se extrae de la semilla, que apenas contiene un 5% de aceite, así que os podéis imaginar la cantidad que se necesita para sacar 1 litro de aceite. Esto lo convierte en un aceite muy precioso y muy raro, con sorprendentes cualidades regeneradoras y anti-deshidratación. Es muy eficaz para disminuir las cicatrices. Su excepcional riqueza en Vitamina E (unos 1000 mg/kg) y en esteroles (unos 10 g/kg) le confieren una capacidad fuera de lo común para proteger la piel de los radicales libres. También contiene importantes cantidades de ácidos grasos esenciales, entre ellos ácido linoléico (omega-6), por lo que suaviza y repara la piel. Este aceite es por lo tanto un aliado excepcional para luchar contra el envejecimiento cutáneo. Ah, y pequeño extra: también es una aliada para reafirmar el pecho.

Todo esto no debería sorprendernos si pensamos en el lugar donde crecen los higos chumbos: sol en su máxima expresión, agua prácticamente inexistente y temperaturas extremas. Lo mismo que sabe sortear la planta, se lo dará a tu piel en forma de cualidades.

Mi experiencia con este aceite ha sido muy buena. Me encantan los aceites que, a pesar de tener unas propiedas increíbles, se absorben rápidamente, y es el caso del aceite de nopal. Llevaba muchos años fantaseando con este aceite, y en esos caso a veces no se supera la prueba de la “realidad”. Tiene un aroma ligero bastante particular, entre herbáceo y tostado, y efectivamente sirve para nutrir el contorno de ojos, de labios, o como cuidado único para todo el rostro. Para el pelo no funciona, a no ser que lo queráis aplicar como mascarilla pre-lavado, porque deja un aspecto engrasado. Pero tampoco es su función así que ¿de qué nos quejamos?

En definitiva, si os gusta la cosmética pura e inalterada, plant-to-face, o teneís que reponer alguno de vuestros aceites o activos cosméticos, y al mismo tiempo os apetece apoyar a proyectos tan bonitos como el de Moroccan Biocosmetic, os recomiendo que os déis un paseo por su tienda online.

¡Y contadme en qué punto estáis de vuestro camino hacia lo ético y lo sostenible, es un debate abierto en el que siempre podemos aportar algo nuevo!

Post patrocinado – Mi opinión es libre

BELLEZA, LIFESTYLE, PEQUES, YOGA

Empezar de cero…

Miss bio nuevo diseño nuevos contenidos lifestyle eco crianza yoga cosmética bio

Foto: Miss Bio

Eso es lo que siento cuando me enfrento, hoy, a la página en blanco.

El año 2016 ha sido el del nacimiento de MicroBío. Ésa ha sido la parte luminosa.

También ha habido un lado oscuro, siempre lo hay. En esta ocasión ha llegado en varias formas, pero todas tenían un denominador común: me han dejado ver de demasiado cerca la mezquindad humana. Y eso, para mí, que procuro vivir sin juzgar a los demás, y pongo todo mi empeño en no perjudicar a nadie con mis acciones, ha sido duro de digerir.

He hecho lo posible para que estos asuntos no eclipsaran mi felicidad, pero no he podido evitar que me desmotivaran, y mucho, a la hora de sentarme a escribir. Más cuando algunos guardan relación con el blog.

Siento mucho que esto, para vosotras y vosotros, biotistas, haya supuesto cierto vacío, un largo silencio. Sois muchas los que me habéis manifestado que teníais ganas de leerme más, y os lo agradezco de corazón. Pero sencillamente, no brotaban las ganas, y ponerme a escribir de cremas y maquillaje era lo último que me apetecía. Y siempre os lo he dicho: para mí escribir con desgana no tiene sentido, quiero ofreceros siempre mi mejor versión y si no puedo traerla al frente, mejor no escribo. Creo que es una forma de respeto, al menos en la forma en que yo lo entiendo.

Con esto llego a mi siguiente punto: soy de las que pienso que todo lo que nos pasa en esta vida encierra un aprendizaje, y esta falta de entusiasmo por mi parte me ha hecho reflexionar sobre los motivos por los que empecé este blog, allá por el 2012.

En esa época prácticamente nadie en España hablaba de cosmética bío. Las marcas disponibles se contaban con los dedos de una mano, y para encontrarla en tiendas había que adentrarse hasta la balda más desordenada del herbolario peor iluminado. Exagero, sí, pero si nos quedamos con las sensaciones y no solo con los hechos, ésta era la sensación que tenía yo en comparación con lo que estaba pasando “ahí fuera”, especialmente en Francia donde hacía años que la cosmética bío era algo completamente normalizado.

Mi objetivo era llegar a más gente, que la cosmética bío dejara de verse como algo “cutre”, “hippie”, algo que o caduca al cabo de una semana, o te cuesta un riñón y parte del bazo. Todo esto no me  lo invento, son cosas que podías leer en cualquier parte, oir en cualquier conversación sobre el tema. Había mucho desconocimiento, no me lo negaréis. Los comentarios que recibieron mis primeras entradas no hicieron sino confirmar esa sospecha. Por poneros solo un ejemplo que creo que habla por sí solo, la gente me escribía para preguntarme si The Body Shop era natural.

Ahora la cosa ha cambiado, ¡y mucho!

Gracias a unas cuantas marcas muy pero que muy chulas que han surgido en nuestro país, a varias tiendas nacionales que han venido a darle una patada a la “estética de herbolario”, y también a la labor de un montón de blogueras que han venido después, la cosmética bío en España empieza a tener la consideración que merece: además de más saludable y más sostenible, al fin se ve como algo agradable, bonito, incluso trendy.

Lo siento como un logro colectivo, y por la parte que me toca me alegro mucho de que hoy haya tantos blogs sobre la cuestión, y aprovecho para felicitaros y agradeceros a las que me estéis leyendo ahora mismo. Muchas de vosotras me habéis dicho en algún momento que he sido vuestro referente, es un súper honor y me siento muy afortunada por ello. GRACIAS.

¿Adonde quiere llegar?, os preguntaréis. Puede que éste sea mi post más desordenado hasta la fecha, pero aunque no lo parezca: sí, sé adonde voy.

Si hay una cosa de la que me he dado cuenta este año es de que este blog, en este formato, ya ha cumplido su función.

He estado reflexionando sobre qué hacer con él, y mi conclusión ha sido que haré lo único que sé hacer: ser yo misma. Y si en este momento miro hacia dentro y siento que escribir sobre cosmética bío ya me “aburre”, pues tendré que buscar otra fórmula con la que me sienta más identificada.

Así que Miss Bío va a seguir existiendo, no hay duda sobre eso, y seguramente el tema principal seguirá siendo la belleza, pero quiero sentirme libre de hablar de más cosas, siempre con un enfoque “verde” pero abriendo un poco el foco. Esto es, en un principio y tal y como me viene a la mente: lifestyle, crianza y yoga, como categorías nuevas, en las que cualquier día pueden aparecer subcategorías o cualquier cosa por el estilo. ¡Necesito sentirme más libre!

Miss Bio Blog cosmetica bio ecologica organica crianza yoga lifestyle niños juego Montessori

Puede que esto no se traduzca en un aumento del número de mis seguidores, pero es que ése nunca ha sido mi objetivo. Si os fijáis, por ejemplo, en todo este tiempo casi no he hecho ningun sorteo. Respeto ese modo de operar, pero no es el mío. No quiero llegar a más gente, no quiero que nadie se suscriba para entrar en una rifa y ganar un producto, que igual ni siquiera necesitan o resulta inadecuado para su tipo de piel. Quiero que la gente que llegue a mí se quede porque el contenido que ofrezco les resulte útil.

En definitiva, biotistas: quiero poder ser como soy, con mis múltiples facetas, del mismo modo que a vosotras y vosotros… ¡Os quiero como sois!

 

Antes de que me lo pidáis os comparto las referencias de los productos que véis en las fotos ;-) (en orden de aparición):

Mordedor Les Jouets Libres en Made in Tribe

Base de maquillaje ILIA en Green For Chic

Labial ILIA en Green For Chic (tono In My Room)

Pinceles Ecotools en iHerb

Collar de lactancia MamiBB (modelo Bali)

Cuarzo rosa (regalo de una bella persona)

Caja de permanencia del objeto (Montessori) de Nature et Découvertes

Monodosis de colonia, gel de baño y leche hidratante para bebés de Carelia

Jabón 20.000 pompas de viaje superlimpio de Olivia Soaps

Cepillo bebé de cerdas naturales y bambú de Bass en iHerb

BELLEZA

Cuidados bío para el postparto

IMG_6836

Recién cumplidos 5 meses como “madre de dos”, siento que este es un buen momento para cerrar esta etapa del blog, hablándoos de los productos que he estado usando durante el postparto, y básicamente, todo el verano.

Me ha costado decidirme a escribirla porque de alguna manera, supone un punto de inflexión en mi vida, el cierre de esta etapa maravillosa e irrepetible que han sido los primeros meses de vida de MicroBío. Pero al final, aquí estoy, porque negarse a aceptar que el tiempo pasa no evita que siga pasando. Sólo consigue que luchemos contra él en lugar de abrazar el presente…

Lo que sí puedo hacer es dejar una huella de esta burbuja temporal a través de este post; cada vez que vea estas fotos en mi blog me volveré a emocionar y esto es gracias a vosotras y vosotros, que me seguís y para quienes escribo, así que ya sólo me cabe agradecer vuestra fidelidad y vuestra paciencia. Es curioso observar cómo a veces, la vida interfiere en el blog, y otras, el blog interfiere en la vida ;-)

En la imagen podéis comprobar que me he centrado en dos marcas, especializadas en cosmética para embarazadas. Hay otras marcas que puedes usar en tu postparto, pero para mí, como blogger,  ésta era la oportunidad de probar Omum y Mama mio “en condiciones reales” y daros mi opinión sobre la experiencia. Y no he querido dejarla escapar. Sigue leyendo

BELLEZA

Mis básicos bío para afrontar el invierno

Al fin ha llegado el invierno, el de verdad, o al menos eso quiero creer (la Sierra de Madrid todavía no tiene apenas nieve y los pobres almendros ya han florecido :( ). Pero a pesar de este desastre climático, tendremos que prepararnos para pasar lo que nos toque de invierno en las mejores condiciones posibles. A continuación os enseño los productos que forman mi núcleo duro, mis indispensables absolutos para afrontar este temporada con serenidad…

cosmetica bio invierno básicos indispensables orgánicos naturales ecológicos biobeaute by nuxe pukka dr hauschka pranarom lavera

Foto: Miss Bio Estilismo: MiniBio

Sigue leyendo

BELLEZA

Adaralia, cosmética natural, cosmética saludable

Adaralia cosmetica natural saludable missbioblog miss bio

Hace poco me llamaron de la radio para hacerme unas cuantas preguntas sobre cosmética química vs cosmética bío (podéis escuchar las tonterías que digo aquí), y esto me hizo reflexionar sobre las distintas motivaciones que puede tener una persona a la hora de decidir “pasarse a lo bío”.

En mi caso, al inicio de todo estuvo la búsqueda de marcas que no practicaran la experimentación animal, más tarde vinieron las preocupaciones medioambientales, y finalmente hay otro motivo de peso que nos empuja a muchas personas a desterrar los químicos de nuestro neceser, que es el de la salud.

Dentro de este último enfoque, distinguiría dos vertientes: la preventiva, que nos invita a aplicar el principio de precaución y evitar los ingredientes dañinos para nuestro organismo (potencialmente vinculados al cáncer u otras enfermedades, disruptores endocrinos, alergizantes etc), y la curativa, que consiste en buscar una solución saludable a un problema ya existente que puede ir desde una piel atópica, pasando por una alergia, hasta una sensibilidad química múltiple

Si te reconoces en esta última categoría, te encantará conocer Adaralia. Sigue leyendo

BELLEZA

Nueva tienda de cosmética bío en Madrid – Adonia Natur (post con sorpresa en el interior…)

Adonia cosmetica ecologica bio natural certificada organica Madrid comprar probar maquillaje perfume

Foto: Miss Bio
Una de las estanterías de Adonia, cosmética natural en Madrid

¿Donde comprar cosmética orgánica certificada en Madrid?“, “Quiero comprar maquillaje natural, pero no me atrevo a comprarlo por internet por si no me queda bien el tono.”, “¿A qué huele esta crema facial bío?” “¿Qué textura tiene este champú orgánico?”…son algunas de las preguntas que me hacéis, en comentarios o por mail.

Siempre que puedo os oriento, pero tengo que reconocer que hasta ahora en Madrid no tenía muchos sitios que recomendaros. Ahora tengo uno, ¡y no uno cualquiera!

Uno 100% fiable, ya que todo lo que venden es cosmética bío, certificada y de las marcas más “limpias”.

Sigue leyendo