Browsing Tag

rutina facial

BELLEZA

Más Antipodes en mi rutina facial

Antipodes cosmetica bio ecologica organica certificada neozelandesa

No es un secreto para nadie que soy fan de la marca de cosmética bio neozelandesa Antipodes. Sus packagings, la originalidad de sus fórmulas y la seriedad que demuestran al validar científicamente los resultados de sus productos son algunos de los motivos por los que me tiene entregada. Y por supuesto su certificación orgánica, con todos sus productos 100% de origen natural, y la mayoría, con más del 90% de ingredientes orgánicos.

Ya os he hablado de Apostle, el fabuloso sérum iluminador/unificador del que ya estoy terminando el segundo frasco. También había usado Grace, la limpiadora para piel sensible, que por algún motivo a la mía no le termina de gustar, a pesar de que lo es. Ananda, el tónico para piel sensible, que me gusta pero, como me suele pasar con los tónicos, tampoco considero indispensable ni transcendente en mi rutina. Y Rejoice, una hidratante para piel mixta que me encanta porque no es tan “light” como anuncia sino que es súper cremosa, pero nada grasa (sí, aunque parezca imposible esto es así), y deja un acabado mate, aterciopelado. Eso sí, si no te gusta la vainilla, huye antes de que su aroma se apodere de todo tu ser.

Los aromas de Antipodes no son precisamente sutiles. Lo que sí son es muy originales, pero por lo general, tienen mucha presencia. Un dato a tener en cuenta para los olfatos sensibles. Si te gusta genial, pero si no…no te lo vas a poder quitar de la pituitaria, que lo sepas. Otra cosa que me encanta de la marca son los nombres de sus productos, ¿os habéis fijado? Pues todavía faltan unos cuantos, seguid leyendo…

Antipodes cosmetica bio ecologica organica certificada neozelandesa Hallelujah limpiadora facial

Hallelujah

Esta limpiadora tiene todo lo que me gusta: frasco de vidrio pesado con dispensador (cuando tienes la cara mojada lo último que te apetece es tener que andar abriendo un bote o un tubo, ¿en qué piensan las demás marcas?), textura cremosa y suave que da gusto masajear, limpieza profunda a la vez que suave y una cara limpia, jugosa y como iluminada desde el interior después del aclarado. Para mi gusto le sobra una cosa: el olor. Se supone que es a lima y pachuli (con lo cual no esperaba nada discreto, estaba preparada para el pachuli), pero a mí me huele más a incienso. Un incienso que no te suelta en todo el día. Un aroma a botafumeiro que vas a llevar contigo allá donde vayas, tenlo en cuenta.

Resurrect

He aquí el tónico indicado para pieles con imperfecciones, creo que estoy empezando a entender lo que mi piel necesita y es lo siguiente: una limpiadora efectiva pero muuuuuuy suave, un tónico purificante (como este), y una crema que no aporte demasiada grasa pero hidrate en profundidad (como es Rejoice). En este tipo de rutina SÍ entiendo la función del tónico, ya que mi piel tiende a imperfecciones y si solo uso productos para piel sensible (aunque la tengo), no las desalojo! Así que es mi apuesta para esta rutina, todavía no lo he probado el tiempo suficiente para reseñarlo con lo que simplemente os lo menciono, ya que es mi última incorporación. Os contaré…

Antipodes cosmetica bio ecologica organica certificada neozelandesa Hosanna sérum facial

Hosanna

Aquí tenemos el segundo sérum de la marca que pruebo, tienen 6 en total, y ya vislumbro un hilo conductor en su gama. Bueno, en los 3 de la gama que son acuosos. Hosanna, igual que Apostle, es un sérum acuoso, ligeramente gelatinoso, con un color un tanto curioso (yo lo describiría como “café con leche”, podéis verlo en una foto al final del post). Este no huele a fresa pero sí tiene un olor característico (un tanto jabonoso, a lavanda, rosa, cardamomo…), y sus efectos también son notables en muy pocas aplicaciones. En este caso, he notado un especie de efecto lifting, nada sobrenatural claro está pero sí es visible sobre todo en el óvalo facial, y en general en que la piel se ve como “rellenada” desde dentro (no se me ocurre traducción para la palabra plumping, pero creo que se entiende a qué me refiero, ¿verdad?). Pienso que es un buen sérum para pieles deshidratadas pero no demasiado secas, y se ve que también lo piensan en Harper´s bazaar porque le han dado el 1er premio en los Beauty Awards ;)

Antipodes cosmetica bio ecologica organica certificada neozelandesa Aura mascarilla facial

Aura

Esta mascarilla es el producto más especial de esta rutina: se puede aplicar durante la noche. Para mí, que llevo años sin usar crema de noche, y soy la pereza encarnada a la hora de hacerme mascarillas, es un win-win ya que cubre esa doble función. Es decir: gracias a ella de vez en cuando recupero el placer del ritual nocturno, y de paso aprovecho para hacerme un “facial” sin tener que esperar el tiempo indicado para aclarar etc, que es lo que me da pereza de hacerme mascarillas. ¿Y cómo te quedas después de usarla? Pues nueva: esta mascarilla es genial porque tiene una acción antibacteriana (gracias a los superpoderes de la miel de Manuka, entre otros tesoros), pero a la vez, hidrata en profundidad, calma, oxigena…vamos que tiene todas las ventajas de una mascarilla purificante sin sus inconvenientes, es más, unidos a los efectos de una mascarilla hidratante. Otro win-win! Estoy feliz con ella, seguramente sea otro de esos productos de Antipodes con los que repita una y otra vez. El olor a miel está presente pero es soportable, se combina con vainilla y mandarina. Si vas a dormir con ella puesta es mejor que uses poca cantidad la primera vez, por si acaso te pudiera molestar. A mí me ha gustado, es un aroma envolvente que más bien invita al sueño…

Antipodes cosmetica bio ecologica organica certificada neozelandesa labial hidratante rojo

Labial natural hidratante

“I´m so healthy you could almost eat me” nos dice este labial desde su precioso tubo negro mate. Elegí el tono Forest Berry Red, un rojo-que-te-quiero-rojo, porque es un clásico y aunque luego nunca me los pongo, hay que reconocer que un labial rojo es irresistible y cuando dudo entre varios tonos, siempre acabo cayendo con este. Para la cole de rojos-perfectos-que-nunca-me-pongo. Compra útil donde las haya.

Pues contra todo pronóstico ésta no ha sido una compra tan tonta como parece: al final este rojo SÍ me lo estoy poniendo, os cuento por qué: es mate. Parece una tontería, pero el Crimson and clover de Ilia, aunque precioso, tiene ese punto satinado que hace que sea demasiado “arreglado” para diario (en mi modesta opinión), y además al ser tan nutritivo (en realidad es un bálsamo), tiende a meterse en los pliegues, o a desplazarse si te rascas la nariz, el caso es que no me siento cómoda con él para diario porque estoy demasiado pendiente de si algo se ha movido. Y eso, con un labial rojo, puede convertirse en un auténtico infierno, las que lo hayáis vivido sabéis que no exagero. Pues éste, al ser mate, es fijo, y más “discreto” (el color es bastante llamativo, pero el acabado es lo que, para mí, lo convierte en discreto) y no reseca ni hace el labio más pequeño como me pasaba por ejemplo cuando probé Russian Red (de MAC). Éste es un Russian Red bío, que no reduce el tamaño de tus labios ni se siente tirante. ¿Quién da más?

¡EXTRA, EXTRA!
Aquí podéis ver texturas y colores de algunos productos mencionados: El labial Forest Berry Red, la limpiadora Hallelujah, y el sérum Hosanna. De nada! ;-)

Donde comprar Antipodes

En Lovelula, con gastos de envío gratis, y en ocasiones ofertas como la de un producto (tamaño venta) gratis por la compra de 2. Así conseguí yo mi segunda Rejoice ;-) Ahora tienen la oferta con Grace ;)

Post escrito en el marco del Programa de Bloggers de Lovelula.

BELLEZA

Mi rutina facial bío actualizada – Verano-Otoño 2015

rutina facial bio organica ecologica certificada verano otoño protección solar

Foto: Miss Bio

¡Hola, biotistas!

Al fin actualizo mi rutina, no os podéis imaginar las ganas que tenía de enseñaros todo esto, que llevo utilizando… ¡desde principios de agosto ininterrumpidamente! Sobra deciros pues que se trata de una rutina más que comprobada y que os puedo recomendar sus productos con los ojos cerrados, ya que tras más de 3 meses de uso continuado solo me ha dado satisfacciones.

Este ha sido pues mi pequeño ritual bi-cotidiano a lo largo del verano…y del otoño! Sigue leyendo

BELLEZA

Mi rutina facial bío – Invierno 2014-2015

rutina facial bio orgánica natural econatural invierno cosmetica certificada

Foto: Miss Bio

Llevo meses siguiendo la misma rutina, con muy pocos cambios, y sobre todo muchas vueltas “a lo seguro” con lo que os puedo asegurar que lo que hoy os enseño, es una rutina en la que no sólo creo sino que la tengo comprobadísima (sobre mí, obvio).

Dado los lustros que llevaba sin publicar, confío en que me creáis cuando os digo, como los niños cuando juegan al escondite, que “tiempo he tenido”… :D

LIMPIEZA

rutina facial bio organica ecologica natural limpieza cosmetica certificada invierno 2014 2015

Foto: Miss Bio

Mañana

Ya es el segundo invierno que paso con mi querida Bûche de Noël de Lush. Y ya es la segunda vez que, cuando llega marzo se me acaba puntualmente coincidiendo con su fecha de caducidad. Y me entra la misma nostalgia…¿Podré vivir sin ella hasta el año que viene? El año pasado la remplacé por Piel de ángel, que está muy bien, pero no sé….ésta tiene algo, un “no-sé-qué” que la hace muy especial para mí.

Noche

Este desmaquillante, que dice ser “la crème de la crème” de las cremas desmaquillantes, es una delicia. Aunque no me atrevería a una afirmación tan ambiciosa, ni siquiera en el universo tan especial que ha elegido la marca para su marketing (está inspirada en el mundo de la magia, de la brujería…), sí he de decir que me resulta muy agradable: cremosa, fácil de masajear, de aclarar, eficaz… Pero sobre todo para mí, más allá de un excelente desmaquillante, “En deux coups de baguette” es una auténtica magdalena de Proust, ya que huele exactamente igual que la cola Cléopâtre de la que os he hablado mil veces, con la que masacraba mis cuadernos de Infantil a base de untar y untar, solo por el placer olfativo… Existe una versión de Rosa, además de esta de almendra, que probé en mini-talla y ya os imagináis que no voy a comprar, y una muselina, en un original color negro, que me arrancó la piel de cuajo la única vez que la utilicé: no la recomiendo.

Ocasional

Ya sabéis que no soy muy fan de la exfoliación, especialmente desde que en Dr Hauschka me recomendaron directamente dejar de hacerlo, pero este producto me llamaba la atención y quise darle una oportunidad. ¡No me arrepiento en absoluto! Se trata del exfoliante de la gama Age Defy+ de Green People, una gama destinada a pieles maduras, que enfoca sus esfuerzos en la regeneración y la luminosidad. En mi caso puedo deciros que me resulta súper suave, no araña en absoluto, huele a cítricos que es una delicia, y lo más importante: los resultados están ahí desde el primer uso. Una piel más lisa, más uniforme, y sobre todo, más luminosa. Es la primera vez que observo estos efectos con una exfoliante (ya sé que debería ser “lo normal”, pero en mi caso lo habitual es que salga con la cara roja a cachos, si se han pasado de “eficacia”, o si es muy suave, con la misma cara que al principio).

HIDRATACIÓN/NUTRICIÓN

rutina facial bio organica ecologica natural tonico hidratante cosmetica natural certificada

Foto: Miss Bio

Mañana

Fotografié el tónico junto con las hidratantes aunque en rigor debería ir con la limpieza, espero que me perdonéis esta licencia… Este invierno he estado usando el Hidrolato de bambú de Aroma-zone, y sinceramente, ¿qué queréis que os diga? Yo es que a los tónicos no les he encontrado nunca la gracia. Los uso porque soy una alumna muy aplicada, pero estoy empezando a dudar de si realmente son necesarios/útiles (soy aplicada pero por suerte conservo algo de espíritu crítico). Salvo con el Tónico especial de Dr Hauschka, con el que sí he de reconocer que noto una diferencia, con los demás es como si me echara agua, y no tengo la sensación de que me estén aportando un auténtico beneficio. Con este me ha pasado lo mismo, aunque al menos, si los efectos positivos no son cuantificables, tampoco observo efectos negativos, y es agradable de usar (siempre que te tomes la molestia de ponerle un pulverizador o trasvasarlo a un frasco que lo tenga).

Como hidratante me cuesta mucho despegarme de la Hidratante piel mixta de MATARRANIA, y este invierno lo he intentado, pero no ha habido manera: siempre vuelvo a ella cuando mi piel “se queja” por algún cambio que le he metido a mi rutina. Y siempre me recibe igual: apacigüando la situación y normalizándola en pocos días…

Aún así, como la información manda y hay que probar las novedades, la he estado alternando con el sérum de la nueva gama piel madura de MATARRANIA. Este sérum, cuyo nombre oficial es Sérum facial regenerador y reafirmante piel madura (toma aire), contiene “una cuidada selección de aceites vegetales de lino, rosa mosqueta, germen de trigo, avellanas y oliva verde, especialmente seleccionadas como los aceites vegetales con más ácidos grasos esenciales y vitaminas, para un profundo efecto reafirmante y atenuador de arrugas. Los aceites esenciales de geranio, palmarosa y jara activan además la regeneración celular para una piel más radiante y joven.” Huele a jara, es algo que tenéis que saber ya que por lo visto no es un olor que le guste a todo el mundo, aunque personalmente no me desagrada en absoluto. Es fuerte, sí, pero me gusta, siento que me activa, que me llena de energía. Evelyn me recomendó usar este sérum una o dos veces por semana, en lugar de la hidratante, ya que mi piel no es (todavía) madura (pero todo se andará…), y aunque en teoría no lo necesite, os diré que ya le he encontrado una utilidad: es increíblemente eficaz (y de forma inmediata) sobre las arruguitas del contorno de ojos. Esas que todos tenemos, las de la risa. Pues no sé cómo lo consigue, pero las alisa, las difumina….diría incluso que las borra al instante! Así que aunque no sea su función primera, si buscáis ese tipo de efecto, ahí lo tenéis. Por lo demás siento que es un producto lleno de beneficios para la piel y que aporta un gran plus de salud a mi neceser, así que encanta tenerlo a mano para usarlo de cuando en cuando…

hidratacion nutiricion facial bio ecologica certificada cosmetica natural MATARRANIA

Foto: Miss Bio

Mañana y noche

Y para terminar, ya que os estoy hablando de esta gama, deciros que hace unos días remplacé el hidrolato de bambú por el Tónico regenerador piel madura, y de nuevo, le he encontrado una utilidad a un tónico, en este caso en la sensación inmediata tras la aplicación. Al final va a resultar que soy fan de los tónicos y todo ;-) Explico: como sabéis, sigo el protocolo Dr Hauschka, que implica un cuidado nocturno libre de grasas. Pero últimamente, mi piel se estaba sintiendo “acartonada” tras la limpieza, y el hidrolato de bambú no me ayudaba mucho con eso, así que empecé a usar el de MATARRANIA, que tiene una pequeña proporción de aceites en su composición (rosa mosqueta y oliva verde), y… ¡mano de santo, oiga!

Siento que he encontrado un término medio entre la rutina libre de grasas y la aplicación de una crema de noche, en la que sigo dejando la piel libre para su autolimpieza, pero sin tampoco sentirla excesivamente incómoda. ¿Qué opináis? ¿Estoy siendo una hereje? ¿Deberían meterme en la cárcel de las biotistas conversas y torturarme cada noche bajo capas de crema Nivea de la del bote azul? ¿Me perdonáis la vida? ¿Vosotras hacéis adaptaciones de este tipo? ¡Confesad, impuras! ¡Me sentiré menos sola!

BELLEZA

Mi rutina facial bio – Otoño-Invierno 2013/2014

Rutina facial bio, organica, ecologica, natural, Dr Hauschka, lush, Matarrania, neobio, Green People

Foto: Miss Bio

Como las colecciones de moda, sí, así he decidido nombrar mis rutinas faciales para que las ubiquéis en el tiempo ;-)

Hablo poco de mi rutina facial por aquí, ya sabéis por qué: he encontrado una que me conviene perfectamente. Y otra que tampoco está nada mal ;-)

Pero no es una razón para dejar de probar cosas nuevas.

Primero porque yo por mis biotistas MA-TO (incluso me destrozo el cutis si hace falta).

Luego porque una no puede resistirse ante ciertas tentaciones que le ponen delante de los ojos, llámense MATARRANIA o llámense Admirabox ;)

Así que la primera rutina que os voy a enseñar (sí, hay dos, no escribo a menudo pero cuando lo hago, cunde) es la que estuve llevando de septiembre a enero, más o menos.

Rutina facial con cosmetica bio, orgánica, ecológica, Dr Hauschka, Matarrania

Foto: Miss Bio

Paso 1

No lo cambié. Seguí fiel a mi Leche limpiadora adorada y a mi Crema facial limpiadora, ambas de Dr Hauschka.

Paso 2

Tampoco lo cambié. Mi Tónico facial especial es un básico para mí.

Paso 3

Esto fue lo único que cambié en ese periodo: como tercer paso estuve utilizando la Hidratante facial Piel Sensible de MATARRANIA.

Desde septiembre hasta enero ininterrumpidamente. El mismo botecito. Esto es lo primero que os quiero decir. (Por si alguien no lo ha pillado: CUNDE una barbaridad).

Lo segundo es que es una delicia de hidratante: la textura bálsamo es algo a lo que una se acostumbra enseguida, al principio tenía reticencias pero afortunadamente las superé. Es muy, muy agradable de aplicar, se absorbe mucho más rápido de lo que cabría esperar, y no deja brillos (siempre que se aplique en la cantidad adecuada, que es muy, muy poquita). Mi piel ha reaccionado súper bien ante este cambio, la he visto igual de “limpia” (quiero decir que no se me ha puesto grasa ni me han salido granos) pero mucho más “jugosa”, más radiante. Un 10 para esta hidratante, no he podido parar hasta que la he terminado, ¡y como podéis ver he rascado bien el fondo!

Rutina facial con cosmetica bio, orgánica, ecológica Matarrania, Hidratante

Foto: Miss Bio

 

La segunda rutina que os quiero enseñar es la que llevo siguiendo desde mediados de enero más o menos. Llegaron a mi cuarto de baño muchos productos faciales a la vez, y ¡tenía que probarlos! Así que esto fue lo que cambió:

Rutina facial con cosmetica bio, orgánica, ecológica Dr Hauschka, Green People, Lush, Neobio

Foto: Miss Bio

Paso 1

Por la mañana, en lugar de la Crema limpiadora de Dr Hauschka, empecé a usar esta otra de Lush de la que soy fan incondicional. ¿Por qué  solo la venden en Navidad, eh? ¿POR QUÉ? (Señores de Lush, si me leéis…Gloria, esto va por ti :D). La tengo caducada desde el 13 de febrero pero no pienso parar hasta haber exprimido la última migaja (o hasta que se me caiga la cara, depende).

Paso 2

Aquí viene otro cambio (sí, lo sé, siempre digo que procuro hacer los cambios de uno en uno, pero en este caso se me fue un poco la pinza): como tónico he estado usando Agua de limón de Aroma-zone. Tenía que reponer aceites esenciales y aproveché para comprar unos cuantos hidrolatos. Al recibirlos no me he podido resistir a incorporar este a mi rutina, a ver qué tal. Y creo que bien, el olor es súper agradable (si te gusta el limón, obviamente), y creo que a mi piel también le gusta. Me encanta la sensación de saber exactamente qué estoy poniendo en la piel. Agua de limón. Punto.

Paso 3

Aquí también ha habido cambio (¡esta mujer se ha vuelto loca!), y es que me había llegado la Crema hidratante 24 horas de Neobio en la primera Admirabox y la tenía a la pobre haciendo cola. Mi opinión sobre este producto es mitigada. Os cuento por qué, ya que como casi siempre, es una cuestión de gustos, y lo que no me convence de esta crema seguramente a muchas os encante.

Lo primero de todo: es una crema. Y yo, tras 5 largos meses de romance con el bálsamo de MATARRANIA, ya me había acostumbrado a esa textura y no sé si quiero volver atrás (¿veis como era algo personal? Creo que debo ser la única que diga que la “pega” de una crema es que sea una crema).

Su textura es bastante densa, aunque luego se absorbe bastante rápido y deja un acabado muy mate. Por lo que es perfecta para quien tenga algo de brillos y busque un acabado así. En cuanto a sus efectos a medio plazo, diría que es una crema hidratante, sin grandes pretensiones pero que cumple su función. Y por un precio muy razonable (menos de 7€).

Ay, y paso 4

¡Casi se me olvida hablaros de mi contorno de ojos! Yo no uso contorno habitualmente, no lo necesito especialmente y en Dr Hauschka siempre te dicen que sus cremas cubren también esa función (aunque tienen contornos, pero son para cuadros específicos). Éste sin embargo me llegó en la Admirabox de enero, y lo vi tan sencillo y práctico en su formato tubito que decidí probarlo. Me está gustando, precisamente porque es sencillo: no es excesivamente nutritivo, sino que es un gel fresquito que se absorbe en cero coma y tensa ligeramente la piel. Creo que está muy bien para personas que, como yo, no tienen necesidades especiales en esta zona, o que requieran ese efecto reafirmante pero no tanto el antiarrugas. Me he explicado fatal, pero sois unos genios y lo habéis entendió, ¿a que sí?

AHORA os tengo que contar una cosa, no muy agradable, que me pasó a lo largo de estos cambios de rutina intempestivos, que ya os comenté por encima en un post reciente. Almas sensibles, dejad de leer aquí, ahora mismo, e iros directamente al último párrafo. Por favor. Allá voy (os estoy dando tiempo, ¿eh?): me salió un grano subcutáneo en todo el pómulo. Pero grande, grande. De esos que nunca legan a “salir” pero que no hay manera de ocultar ya que lo que tienen no es color, sino volumen. Un infierno. Como cambié tantas cosas de mi rutina simultáneamente, no puedo decir a ciencia cierta a qué se debió, pero sospecho que ha podido ser o bien porque mi piel tenía que “reequilibrarse” para adaptarse al cambio y en ese punto le costó un poquito, o bien por factores ajenos a la rutina facial (emocionales, alimentarios, o lo que sea). Pero os lo tenía que contar (pobres, lo que tenéis que aguantar). Bien, para acabar con el susodicho estuve en varias ocasiones a punto de correr a una farmacia a comprarme un Triacneal de Avène o alguna “cochinada” de esas (¡no se movió de ahí durante casi una semana!), pero al final lo que me salvó fue:

Aceite esencial de tea tree, árbol de té, cosmética, granitos

Foto: Miss Bio

A buen entendedor…

Para concluir este larguísimo (y desagradable) post, os adelanto que ahora voy a volver a cambiar mi rutina: estoy esperando la Hidratante piel mixta de MATARRANIA, así como el Tónico suave de rosas. ¿Pero sabéis qué? Voy a empezar cambiando la hidratante, y solo cuando se me acabe el agua de limón, meteré la de rosas. Una, con los años y las experiencias traumáticas, se vuelve cada día más razonable…

BELLEZA

Mi rutina facial post-verano – 100% bio of course

Hablemos de cuidado facial. Cuidado facial bio, por supuesto.

Rutina facial 100% Bio, ecológica, orgánica, certificada, post-verano, productos Dr Hauschka y MATARRANIA

Foto: Miss Bio

Los que me seguís desde hace tiempo sabeis que no soy muy aventurera en este terreno.

He tardado media vida en encontrar la rutina que me funciona, así que no la cambio.

En todo caso de vez en cuando cambio un producto, solo uno, no vaya a ser que se descalabre el edificio.

Lo hago solo para poder hablaros de él, y os lo restriego para que veáis lo sacrificada y abnegada que es una ;-)

En este caso he tirado la casa por la ventana y he cambiado 2 productos casi simultáneamente.

mañana

Sigo los 3 pasos Dr Hauschka, pero he remplazado sus cremas (que suelo ir alternando) por la Hidratante Nutritiva piel sensible de MATARRANIA.

Después del verano en Dr Hauschka suelen recomendar la Crema de Rosas, que al fin y al cabo también es para piel sensible, regeneradora… todas esas cosas que necesitamos para volver a poner la piel en modo “invierno”.

Y como esta hidratante acaba de salir, y se me terminaba la de Melisa (más adecuada para el verano en mi caso), me pareció una evidencia.

noche

He simplificado aún más mi ritual. Teniendo en cuenta que soy adepta del “cuidado nocturno libre de aceites” de Dr Hauschka, no parecía tarea fácil.

“Simplificar una rutina de 2 pasos”, eso no te lo enseñan en la escuela.

¡Pues lo he conseguido! ¿¿¿Cómo???, os preguntáis todas en coro (sí, sí, os lo preguntáis). Pues con este producto:

Limpiadora desmaquillante MATARRANIA, 100% BIO, ecológica, orgánica, certificada por la Soil Association, aceite de oliva, bifásica

Foto: Miss Bio

Antes limpiaba con la Leche limpiadora y después aplicaba el Tónico. Ahora simplemente paso un algodón con esta Limpiadora, los dientes, ¡y a la cama!

Para una incansable buscadora de simplicidad como yo, es el producto soñado.

¿Y bien? ¿Qué os parece mi cambio de rutina? ¿Radical? ¿Razonable? ¿Incomprensible?

¡Hablad sin miedo, que no muerdo! (bueno, porque se interpone la pantalla, que si no…)

Nota: Este post contiene 2 productos enviados por MATARRANIA. Como sabéis, colaboro con esta marca, pero mi opinión es totalmente libre y no tengo ningún compromiso con ella en este blog. Si os hablo de estos productos, es porque los uso y me funcionan.

BELLEZA

Reseña: Leche limpiadora de Dr Hauschka

Leche limpiadora Dr Hauschka cosmética orgánica, ecológica, bio. Lait démaquillant Dr Hauschka, avis, opinion, reseña, review, organic cleansing milk

Foto: Miss Bio

¡Buenos días, Biotistas!

Continuamos con los tres pasos Dr Hauschka, pero sin movernos del primero de momento, ya que vamos a hablar de la alternativa a la Crema Facial Limpiadora.

Como os expliqué en el anterior post, no siempre se recomienda usar la crema de almendras, y algunas pieles se sentirán más cómodas usando esta Leche Limpiadora.

No sé si es tanto por el producto en sí, o por el hecho del aclarado con agua, que en mi caso fue la razón principal de que en un primer momento me recomendaran la leche.

Ahora ya uso la crema de almendras, pero mantengo esta por la noche, lo cual resulta comodísimo ya que con un solo producto desmaquillamos y limpiamos la piel.

Presentación / Textura / Olor

Viene en un envase de cristal, sencillo y elegante, sin fiorituras, pero eso sí: con dosificador. Esto es un punto súper a favor, ya que nos permite sacar la cantidad exacta de producto que vamos a necesitar, y evita que se manche el envase. El cristal permite saber en todo momento cuanto producto queda. Además la cantidad que trae (145ml) es más que satisfactoria, con lo que, si con su colega la Crema Limpiadora dije bien clarito lo que opinaba de la relación cantidad/precio, en este caso también tendré que decir que es todo lo contrario: cunde muchísimo.

Vamos con la textura, que me estoy enrollando! Es una leche, o sea, ni muy fluida, ni muy cremosa. Tiene una consistencia perfecta para masajear la piel un rato si se desea, no se seca ni se absorbe mientras lo hacemos. Se puede retirar con algodón, aunque yo prefiero hacerlo con una esponjita húmeda como ésta. Bueno yo uso estas que os muestro de Deliplús, que son mucho más económicas, ¡os las recomiendo totalmente!

Esponja desmaquillante vegetal Deliplús, en Mercadona, junto a Leche limpiadora Dr Hauschka cosmética orgánica, ecológica, bio, belleza natural

Foto: Miss Bio
Tándem perfecto

En cuanto al olor…ay…¡qué difícil es describir los olores de Dr Hauschka! En serio, yo pensaba que tenía buen olftato pero con esta marca…¡es que no puedo! Huele diferente a todo lo que he podido conocer antes, por lo que se me resiste cualquier comparación. A ver, lo intento pero…diría que es un olor un tanto herbáceo, pero a la vez, envolvente. Y fresco. Bueno, fatal. Pero es que además la percepción de los olores es algo muy subjetivo, así que solo queda deciros que a mí, personalmente, me encanta.

Eficacia

En este punto también estoy encantada: de un solo gesto, desmaquilla y limpia. Se puede usar en los ojos, aunque si usáis sombras muy potentes, eyeliner o máscara waterproof quizás tengáis que desmaquillar los ojos antes. En mi caso no es necesario, aunque a veces lo disuelvo con un poco de aceite de jojoba antes de aplicar la leche por todo el rostro. Deja sensación de frescor en la piel, y nada de tirantez (y os aseguro que sé muy bien de lo que hablo, ya que soy más bien propensa a esa sensación).

Composición

Contiene: Aqua, Alcohol, Anthyllis Vulneraria Extract, Simmondsia Chinensis Seed Oil, Prunus Amygdalus Dulcis Oil, Prunus Armeniaca Kernel Oil, Glycerin, Fermented Grain Extract, Cetearyl Alcohol, Bentonite, Lecithin, Xanthan Gum, Hydrolyzed Wheat Protein, Parfum, Limonene*, Geraniol*, Linalool*, Citronellol*. *naturalmente presente en los aceites esenciales

Resumiendo

Me gusta:

♥ Su envase, cómodo e higiénico.

♥ El placer de utilización

♥ Su eficacia, por supuesto

♥ Su relación calidad/cantidad/precio (me dura 3 o 4 meses, sin exagerar)

No me gusta tanto:

* Hmmmmm…si se me ocurre algo, ya os aviso!

Precio

26,75€ los 145 ml en la página oficial de Dr Hauschka

Dónde Comprar Dr Hauschka

Farmacias, parafarmacias, ecotiendas…

Si preferís hacerlo online, aquí es donde está mejor de precio, y con gastos de envío gratis hasta el 6 de marzo de 2013.

¡El viernes ya vamos con el paso 2!

BELLEZA

BioCultura Haul II

Foto: Miss Bio

Es jueves, el calendario de este blog ha sufrido una ligera variación debido a la huelga, pero aquí seguimos, con la segunda entrega del BioCultura Haul. (para quien se haya perdido un capítulo, aquí está la primera)

Sólo quedan dos marcas por descubrir, vamos, seguidme por aquí… Sigue leyendo

BELLEZA

Mi rutina facial 100% Bio…y 100% Dr Hauschka

Ha llegado la hora de hablaros de la joya de la corona.

Si hay una niña mimada de mi Contador Bio, una categoría que bate todos los récords de calidad, eficacia y placer, esa es la rutina de cuidado facial.

Pero hasta dar con el programa perfecto para mí, he invertido mucho tiempo (y dinero, para qué negarlo) en multitud de marcas y productos, y besado a muchas ranas.

Os voy a contar un poco de dónde vengo, y entenderéis por qué estoy tan contenta con mi rutina actual.

Nunca he tenido bien la piel, al menos nunca me la he visto bien. Y a lo largo de los años, cuantos más productos probaba, peor me la veía.

Estaba tan empeñada en que mi piel era mixta, incluso grasa, que no paraba de agredirla con productos matificantes, astringentes, exfoliantes…y claro, iba a peor.

Hasta que di con Dr Hauschka. Bueno, con Dr Hauschka y con Nuria, la asesora que acertó con el tratamiento que necesitaba, ya que yo estuve tiempo comprando los productos al tuntún. Y esto es lo primero que os quiero aconsejar: si después de leer este post os entran ganas de probar Dr Hauschka, dejaos aconsejar. Al final os pondré algún dato sobre cómo conseguir que os personalicen el tratamiento.

Foto: Miss Bio
Mi rutina facial Dr Hauschka
Tres productos, ni uno más, ni uno menos.
La Limpiadora y el Tónico vienen de Alemania, no os asustéis con los nombres.

Hoy sólo os voy a explicar un poco lo que distingue a Dr Hauschka de otras marcas, ya que algunas cosas a mí me descoloraron al principio:

– Según Dr Hauschka, nunca se debe exfoliar la piel. Esto sorprende mucho, sobre todo cuando llevamos años oyendo a esas simpáticas dependientas de perfumerías de cadena (sí, todos sabéis a qué dependientas me refiero) repitiéndonos machacadamente: “¿Seguro que te limpias bien?”, “Tienes que exfoliarte más” o peor: “Tienes una piel muy bonita, si te la cuidaras un poquito…”. ¿¿¿Cuidarla un poquito??? Mira, bonita, me voy a callar… (éste era el momento en que hacía tres respiraciones profundas y salía de la tienda en total autocontrol). En fin, pues con Dr Hauschka se acabó todo eso. Nuria me explicó que cuando exfolias la piel, quitas las células que están en la superficie, sí, y la piel que deja a la vista es más bonita, sí, pero no está preparada para estar expuesta. Así que, obligando la piel a renovarse demasiado pronto, la estamos fragilizando. Tiene lógica, ¿verdad?

– La otra particularidad del tratamiento Dr Hauschka es que no se aplica crema por la noche. Lo llaman “Cuidado nocturno libre de grasa”. Esto, más que sorprenderme, directamente me asustó. Y sí, es cierto, los primeros días, se nota tirantez. Pero es hasta que la piel se acostumbre, porque en realidad de lo que se trata es de reeducarla, de enseñarle el camino para que se regule ella solita. Así que por la noche, cuando las funciones de autolimpieza y regeneración se ponen en marcha, la dejamos que trabaje, y no entorpecemos su labor con una capa de grasa. Tiene lógica, ¿verdad?

Los productos Dr Hauschka tienen una calidad inigualable y sí, pueden parecer caros a simple vista (sobre todo cuando venimos de gastarnos el sueldo en cremas que no nos han funcionado).

Pero hay que hacer un cálculo global y ser honestos: ¿Cuanto voy a ahorrarme en mascarillas, exfoliantes, cremas de noche, y contorno de ojos?

Seguramente mucho más de lo que vas a invertir en una limpiadora, un tónico y una crema de día de Dr Hauschka, lo único que necesitarás probablemente. Yo lo tengo clarísimo, me sale a cuenta.

¡Y quiero aclarar que no tengo ningún tipo de relación comercial con Dr Hauschka! Simplemente quería compartir con vosotros mi amor por una marca que ha salvado mi piel. Tiene lógica, ¿verdad?

Donde encontrar consejo para dar con tu rutina ideal:

Si eres de Madrid, una tienda: Naturale. Organizan cada 3 meses una jornada en la que Nuria te hará un tratamiento gratuito de 30 minutos, durante los cuales se fija en cómo reacciona tu piel a cada producto, y elabora un plan de tratamiento. Después podrás comprar los productos que quieras con un 10% de descuento. (¡Tampoco tengo ninguna relación comercial con Naturale, que conste!). EDITO: esta tienda cerró, pregunta directamente a través de la web de Dr Hauschka y te dirigirán.

Este es el que yo conozco, pero lo hacen en muchos sitios. Nuria está viajando constantemente, aparte de que debe de haber más asesoras…

Si no, para una primera valoración también os dejo el enlace de su “asesora virtual”, a través de la página web.

Seguro que si les escribís preguntando por dónde podéis obtener cita con una asesora en vuestra ciudad también os ayudarán.

Y es todo por hoy, ya os iré mostrando los productos de mi rutina con más detalle (que si no se hacía muy largo)…